¿Componer hoy?

La preocupación de una parte importante del gremio de compositor@s contemporáne@s, por reiterar la necesidad de “educar” a su comunidad (el público), a través de eventos de promoción y divulgación, que supuestamente “acerquen” a la “creación musical actual”, redunda en actividades que empiezan a tener un carácter de “tertulia” a la vieja usanza. Lo que no deja de recordar cierta actitud evangelizadora, cuya égida la “música de arte” gusta tomar para sí. La acción de “componer hoy”, acotada a ciertos ámbitos “generacionales”, reitera este tipo de narrativa, bastante elitista, porque finalmente su propósito no es crear un puente, sino imponer una verdad jerárquica entre músicas.

La acción relacional está ausente en este tipo de prácticas, dominadas por el discurso reiterativo que linda con el resentimiento. No es este el caso de tod@s lo creador@s actuales, por supuesto. Pero no está de más desconfiar de este tipo de prácticas que toman para sí espacios concertados, con el objetivo de “adoctrinar” con discursos, confundiendo la creación musical con el gremio que la produce. El tamiz “onanista” de este tipo de eventos hace un flaco favor a la “música de arte”, no ajena a la politización patrimonialista. Al fin y al cabo a esto responde el carácter generacional de algunos de estos eventos. Parece que la obra no habla por sí misma, y por eso hay que hablar de ella (o de un@ mism@ y sus colegas).

Susan Campos Fonseca
Madrid, 17 de junio de 2011

Los comentarios están cerrados.